¿Restos de un hada?

El Grupo Leyendas Urbanas Blog quiere agradecer a nuestra amiga e investigadora del fenómeno OVNI en México, Ana Luisa Cid, el compartir con nosotros esta enigmática noticia.(pica aquí para visitar su web)

Extraño cuerpo hallado en el Estado de México

 En la opinión del biólogo Enrique Ortiz Carreón, del Laboratorio SOS Health, se trata de un organismo muy raro. El experto analizó con su microscopio algunos fragmentos del ala superior, encontrando estructuras celulares. “Puede ser una nueva especie de insecto o una mutación”, comentó.

El hallazgo

Un joven encontró dos cuerpos extraños en una zona boscosa del municipio de Tultitlán, Estado de México. El muchacho sufre debilidad auditiva, por lo cual usa un aparato en el oído. Según me cuentan, él percibió una interferencia en su aparato y unas vocecitas de niños. Entonces siguió el camino hasta llegar al lugar de donde provenían. Resulta que ahí, en días anteriores, se había registrado un incendio forestal sin causa aparente. Los dos restos le sorprendieron, y pensando que eran unos animales raros, se los llevó a su casa, pues él colecciona insectos. Esto sucedió en el año 2010.

Actualidad 

Familiares del joven son los actuales propietarios. A ellos sí los conozco desde hace ocho años, son policías judiciales. Cuando me platicaron del caso despertó mi interés, por lo que solicité su autorización para que un biólogo –de mi entera confianza-, nos diera su opinión. Y así fue, el biólogo Enrique Ortiz Carreón, del Laboratorio SOS Health, acudió al domicilio de los propietarios, llevando consigo un microscopio y algunas tinturas. A decir del señor Ortiz, tras revisión ocular, es que se trataba de un organismo biológico, ya que encontró estructuras celular en un fragmento de las alas. Comentó que era la primera vez que veía algo así: un cuerpo humanoide con dos pares de alas.

 Las alas superiores presentan articulaciones parecidas a las del murciélago, sugieren ser membranosas. Las de abajo guardan similitud con las alas del escarabajo. Todos sus dientes son puntiagudos y afilados, son colmillos, no se ven incisivos ni molares. Las orejas alargadas, dispuestas en la cabeza en un sitio diferente a las orejas del humano.

 El biólogo recomendó que se deben hacer varios estudios para conocer el origen de la entidad, por ejemplo: radiografías y resonancias magnéticas, análisis de fragmentos en patología, etc. En su opinión se puede tratar de un insecto con mutaciones o quizá una nueva especie animal.
Doctora zootecnista revisando la radiografía

 ¿Vienen de otra dimensión? El investigador de fenómenos paranormales y otras dimensiones, Antonio Vázquez Alba, más conocido como el Brujo Mayor, fue quien conoció a las dos entidades. Una de ellas tenía la pierna rota, ya no está en México. Justamente a ésa le practicaron resonancias magnéticas, según testimonio de sus propietarios y del mismo Antonio. Comentan que los especialistas determinaron que el extraño ser tuvo actividad cerebral. Esto reveló el Brujo Mayor en la entrevista que le hice: “Es una formación orgánica, las proporciones fisiológicas son extraordinarias, es un cuerpo humano en chiquito, con la característica de que tiene alas. Soy especialista en vibraciones. Sentí que sus vibraciones eran totalmente reales, de un ser pensante. No creo en una posibilidad extraterrestre, más bien extradimensional, vienen de otra dimensión”.

 Y siguió explicando: “Por algunas razones se aparecieron ante un niño que estaba en ese presente, se pusieron a jugar con él y se hicieron manifiestas. Esto es muy interesante, porque quiere decir que ellas -porque yo vi dos-, quisieron entrar a esta tercera dimensión. Entonces le da una característica muy especial, muy mágica a esta aparición. Creo que, de las evidencias que se tienen de tipo extradimensional, es de lo más real. No fue algo armado. Se han presentado evidencias, se han hecho pruebas y hay algo orgánico ahí. Ahora, es cualitativo, no se repite el hecho. Pero de que es algo raro, extraño, evidentemente lo es”. Ante la buena disposición del entrevistado, le pregunté: “Me comentaron los propietarios de este organismo que usted vio algunas resonancias magnéticas que le practicaron a una de ellas, ¿a usted le consta?”. A lo qué él respondió de inmediato: “Sí, yo estuve ahí presente, nosotros la llevamos. Fuimos esta familia y yo, ahí estuvimos. Evidentemente resultaron positivas, o sea, hubo resultados de que era un cuerpo fisiológicamente orgánico. Es muy interesante el caso, habría que buscarle un poquito más. El problema es que, cuando lo presentamos en una Universidad de los Ángeles, California, iban a destazarlo, entonces no aceptamos. A lo mejor no hay otro recurso ¿verdad?, pero la figura es extraordinaria, es un ser real y absoluto. No valdría la pena que lo destacen, ¿para qué?, ¿para encontrar que quieren células de aquí y de allá, o que tiene parecido con alguna célula animal? Entonces creo que es una muy buena evidencia, pues permite saber que hay otras dimensiones y que, en momento dado por equis razón, pueden traspasar ellos, o nosotros. Yo presiento que es el amor lo que hizo que trascendieran, porque jugaban con el niño, de seguro dimensionalmente y en un momento dado vinieron y se hicieron visibles totalmente al niño, murieron y ahí están sus restos, que me parecen verdaderamente extraordinarios y dignos de estudios profundos”.




Programa “Nuestro Día”


  Programa “La Sobremesa”, con el biólogo Enrique Ortiz

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Blog Widget by LinkWithin